¿Por qué está permitido fotografiar personas?


Página 97:b - "David y Shelomó por un lado".


Nuestra suguiá nos cuenta que ya en la antigüedad grababan el rostro de personajes famosos sobre monedas. Así, pues, durante las vidas de David y Shelomó su hijo, y también en los días de Avraham e Yitsjak, sus rostros fueron grabados sobre monedas.


Los Tosafot (dibur hamatjil ‘matbea shel Avraham avinu’) explican que en realidad no grababan sus figuras, pues está prohibido construir la forma de una persona, y que sólo grababan sus nombres.


Origen de la prohibición de construir formas humanas: Está prohibido fabricar formas humanas, incluso que únicamente sirvan de adorno. Esto se aprende del versículo, "no harán Conmigo dioses de plata ni de oro" (Shemot, 20-20; Rosh Hashaná, 24:c, Rámbam hiljot acum., 3-10, y Jinuj, mitsvá 39). El Rámbam explica que la razón de esta prohibición es que quienes ven esto nos se equivoquen pensando que dichos utensilios sirven como objetos de idolatría o de culto.


Los rishoním (Ibíd.) discreparon acerca de cuáles son las formas que están prohibido hacer cuando se reproduce una imagen humana. Según el Raavad (Ibíd) y el Rambán (Tur, Yoré Deá, 141) está prohibido hacer cualquier forma humana, ya sea en relieve, calada (grabada) o –incluso– bidimensional (un dibujo por ejemplo). Sin embargo, quien halla un objeto con la forma de un hombre que no está en relieve, tiene permitido mantenerlo. Pero según el Rámbam (Ibíd), la prohibición de hacer una forma humana fue únicamente dicha para algo en relieve, por lo que no hay ningún pecado en hacer una forma humana grabada o dibujada. A pesar de que en este caso el Shuljan Aruj (Ibíd,4) dictamina como el Rámbam, el Taz escribió que no hay que lehakel (aligerar) en esto, y hay que abstenerse de reproducir cualquier forma.


Crear una medalla de plata: Durante los días del Sheelat Yaabets (Shut, primera parte, 180) el Gaón Rabí Eliezer de Brad zts”l, fue elegido rabino de la ciudad de Amsterdam. Un judío decidió dejar registrado el evento de una forma original, y grabó el rostro del flamante rabino en medallas.. Cuando está medalla llegó a manos del Sheelat Yaabets, éste se estremeció de lo que estaba viendo, incluso que fue establecido (Shuljan Aruj, Ibíd, 7) que la prohibición de reproducir una forma humana es solamente haciendo una forma completa, con todo su cuerpo, por lo que el rostro solamente estaría permitido. No obstante, el Sheelat Yaabets hejmir también aquí, siguiendo la opinión del Semag y otros rishoním que opinan que también está prohibido reproducir sólo rostros. Y así opina el Taz (Ibíd, seif katán 15) (más aún: el Yaabets indica que, según su opinión, incluso quienes permiten grabar únicamente el rostro, ello es si la forma está sin sus detalles; y ver ahí que lo prueba del Tosafot de nuestra suguiá). Al final de su artículo, el Sheelat Yaabets señala, muy contento, que finalmente esta medalla se enterró según las instrucciones del rey de Holanda, quien vio en esto un amenaza a su hegemonía.


¿Cómo se conservó la imagen del Jajám Tsví?: El padre del Yaabets, el Jajám Tsví, hejmir mucho sobre sí mismo y no permitió que ningún artista dibujara su rostro. Su hijo lo cuenta con mucha emoción, refiriéndose a “hajasid haamití, mi padre y maestro, Rabenu hagadol, Hamakom yehé beezró, su memoria quedará para la eternidad, y su vela nunca se apagará”, que fue a Londres y visitó la comunidad de los sefaradim, “veasú lo kavod gadol, lo nishmáa dugmató… veheviuhu beoniyat maljut besimjá ubesasón…”. Los miembros de la comunidad pidieron a un pintor famoso que haga una reproducción del bello rostro del Jajám Tsví, ya que según la mayoría de los poskim no hay ninguna infracción en reproducir el rostro de alguien en una pintura. Él, sin embargo, "merov jasidutó, kedusható uprishutó" no aceptó. Sin embargo, los miembros de la comunidad no pudieron escapar a la tentación, por lo que, finalmente, un talentoso pintor le dibujó, y tan fielmente, que su hijo escribe: "or panav lo nafal veló nejsar kimeat ruaj jayim, vehú nejshav yekar erej lemakirav".


Tomar una fotografía con una cámara no se considera una acción (maasé): De acuerdo al Taz, que no hay que reproducir la forma de una persona incluso que no se lo haga en relieve, despertó controversias entre los poskim acerca de si está permitido fotografiar gente. Pues aunque una foto no está relieve ni grabada, según la opinión del Taz también está prohibido. El Gaón Rabí Moshé Shterenbuj Shlita (Teshuvot Vehanhagot, tercer volumen, 263), que suministra una bonita razón para explicar esto, escribe que la prohibición de reproducir una forma humana es únicamente haciendo la acción, pero no causándola. Y puesto que una fotografía se forma por la exposición de la película a los rayos de luz, no se considera una acción hecha con las manos. Y, efectivamente, indica que nuestra costumbre es no ser demasiado estricto en esto (lo lehajmir bezé), por lo que no hay que dudar si queremos fotografiar a alguien.


En cambio, es sabido que muchos de los grandes de Israel no aceptaban fotografiarse, y esto aparentemente según la Cabalá. Se cuenta sobre el autor de Kehilot Yaakov, que cuando sirvió en el ejército ruso alguien le dibujó, y él compró el retrato pagando con la ración diaria que repartían entre los soldados, y luego lo destruyó (Toldot Yaakov, página 30).

Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

Contacto en Israel:

+972-2-572-1905

Ha-Rav Khizkiya Shabtai St 1, Jerusalem

Contacto en México

+525585262236

© 2019 BY TASHEMA

  • Grey Facebook Icon
  • Grey Twitter Icon
  • Grey YouTube Icon